Si algo caracteriza el ciclismo de carretera, es el esfuerzo que debemos llevar a cabo para realizar este tipo de deporte.

bikeinn

Es frecuente que sintamos algún tipo de dolor cuando terminemos nuestros entrenamientos, o una vez nuestro cuerpo ha entrado en reposo y nuestros músculos se han enfriado. En muchas de estas ocasiones, estos dolores son provocados por malas posturas sobre la bici, por lo que resulta esencial saber cómo podemos adoptar posturas más óptimas y que favorezcan a nuestro bienestar deportivo.

Y es que, sobre la bicicleta, no vale cualquier postura. Debemos de tener en cuenta que no solo trabajan las piernas; también lo hace nuestro tronco, nuestros brazos y nuestras manos; gracias a la parte superior de nuestro cuerpo, mantenemos el equilibrio sobre la bicicleta. además, la espalda soporta todo nuestro peso, por lo que resulta muy recomendable evitar que la carga sea un problema. Esto se puede conseguir adoptando una postura más sana.

¿Cómo puedo adoptar una buena postura sobre la bicicleta?

Para adoptar una buena postura, debemos tener en cuenta una serie de datos. Uno de ellos es la constitución de nuestro organismo, sobre todo nuestra altura. Esto nos va a permitir disponer los elementos de nuestra bicicleta de una mejor manera, adaptada a nuestras características, para evitar que la espalda quede en mala posición.

Ten en cuenta lo siguiente:

1.Siéntate a la altura que te corresponde

Para ello necesitaremos poner nuestro sillín a una altura que se corresponda con nuestra altura. Aunque muchas personas deciden su posición montándose en él y guiándose por el contacto de los pies con el suelo, esto supone jugar con un margen de posición tan grande que, en muchas ocasiones, no resulta útil.

Una de las mejores maneras de saber dónde debe caer el sillín es situándonos al lado de la bicicleta, y haciendo que el sillín se sitúe justo al lado de nuestras caderas. Cuando coloques el sillín en esta posición y subas para pedalear, notarás como la cadera no efectúa movimiento cuando mueves las piernas. De esta manera, no sufrirá con cada pedaleo, y tus rodillas tampoco saldrán malparadas.

2.Cambia la posición de las manos

Existen muchos ciclistas que, en función de la inclinación del terreno por donde circulan, cambian el lugar de apoyo de las manos. Esto es muy recomendable pues, con el movimiento de las manos y brazos, se reactiva la circulación sanguínea y se elimina la presión. No obstante, hazlo de manera segura y cuando el terreno y tu velocidad de lo permita.

3.Evita tensiones en las piernas y en los pies

El pedaleo tiene mucho que ver con la altura a la que está situado el sillín, pues gracias a él podremos estirar nuestras piernas en mayor o menor medida. Un buen pedaleo es fundamental para que la circulación sanguínea sea óptima y para cuidar nuestras rodillas, que pueden sufrir un desgaste importante si adoptamos malos hábitos en el pedaleo.

Sabremos que nuestro pedaleo es bueno cuando nos permita realizar círculos completos; es decir, cuando nuestra pierna dibuje un ángulo muy abierto mientras su correspondiente pie se sitúe en la parte inferior del pedaleo. Debe realizar un círculo de 360º para evitar dolores y problemas futuros en nuestras extremidades inferiores.

4.Cambia de posición de vez en cuando

Al igual que las manos deben moverse y cambiar de posición, con el cuerpo ocurre lo mismo. Moverse reactiva la circulación sanguínea, permite que nuestros músculos descansen y aporta también descanso mental. Por ello, es recomendable alternar periodos de pedaleo sentado con pedaleo de pie, sobre todo en aquellos tramos de carretera donde es más recomendable una u otra posición. Los pedaleos de pie suelen tener mejores resultados en cuestas ascendentes, pues facilitan el impulso. En zonas llanas o descendientes, resulta recomendable permanecer sentados sobre nuestro sillín.

Estos pequeños consejos permitirán que tu cuerpo no se resienta tras una larga y cansada jornada de ciclismo. De esta manera, adquirirás un buen control postural que evitará dolores y sobrecargas musculares que, a su vez, pueden provocar problemas de salud. Desde Corebicycle te recomendamos llevar a cabo estas mejoras para que tu mismo notes las diferencias. Además, gracias a nuestro buscador, podrás buscar todo aquello que necesites para tu práctica de ciclismo, así como comparar sus precios y adquirir los productos de las mejores marcas y tiendas internacionales. Con todo ello, tu práctica de ciclismo se vuelve más efectiva y beneficiosa.

 Créditos foto: OSTILL